6.6.2.8  Metodología Propuesta por Hurtado y Cardona

 

Esta metodología fue desarrollada por los ingenieros Omar Darío Cardona y Jorge Eduardo Hurtado en 1990 [27] y es una propuesta para calcular la vulnerabilidad sísmica de las edificaciones de uno y dos pisos.  La referencia [27] es reproducida para explicar esta metodología:

 

1.     Determinar la longitud de los muros.

 

2.     Determinar la resistencia a cortante menos favorable, considerando la menor longitud de muros en un plano en el primer piso de la edificación.  La resistencia cortante se calcula como:

 

                                                                           Ecuación 6.74

 

donde:

VR:     Cortante resistente.

L:         Longitud de los muros.

e:         Espesor de los muros.

n:         Valor de la resistencia a cortante de los muros.  Según ensayos de laboratorio para muros de mampostería (Centro de Investigaciones de la Facultad de Ingeniería de la Universidad de los Andes en 1990) n = 1 ,50 Kg/cm2 para mampostería confinada y n = 0.75 Kg/cm2 para mampostería no confinada.

 

3.     Calcular el peso de la edificación que es resistido por la estructura (W).

 

4.     Calcular el coeficiente sísmico resistente CSR, es decir, el porcentaje del peso de la edificación que es resistido por la estructura, como cortante horizontal en la dirección más desfavorable.

 

5.     Calcular el coeficiente sísmico exigido CSE a la estructura a partir del espectro de respuesta escogido.

6.     Calcular la demanda de ductilidad DD, como la relación entre el coeficiente sísmico exigido CSE y el coeficiente sísmico resistente CSR:

 

                                                                             Ecuación 6.75

 

7.     Tomar como valor de referencia de la ductilidad disponible (capacidad de ductilidad).  Tomando como base el valor Ro del Código, se recomienda un valor de capacidad de ductilidad de 1.0 para mampostería no confinada y un valor de 1.5 para mampostería confinada.

 

8.     Se pueden clasificar y dibujar los daños de una manera cualitativa de acuerdo con la escala de la Tabla 6.10, la cual está basada en fundamentos teóricos:

 

Categoría y estado de daños

Criterio con relación al valor de la demanda de ductilidad (DD)

1. Ninguno

DD < 0.50 CD

2. Menores

0.50 CD < DD < 0.75 CD

3. Moderados

0.75 CD < DD < 1.00 CD

4. Mayores

1.00 CD < DD < 1.50 CD

5. Totales

1.50 CD < DD < 2.00 CD

6. Colapso

2.00 CD < DD

 

Tabla 6.10:

Clasificación de los daños en función de la demanda de ductilidad.

 

Los efectos en la estructura para cada categoría de daño son:

 

1.     Sin daños.

2.     Daños menores en elementos arquitectónicos.

3.     Daño generalizados en los elementos arquitectónicos y daños menores en los elementos estructurales.

4.     Daños generalizados en los elementos estructurales y arquitectónicos.

5.     Daños en la estructura no reparables, por lo tanto la edificación debe ser demolida y reemplazada.

6.     Edificación parcial o totalmente colapsada por inestabilidad.

 

Este método fue concebido desde un principio para evaluar casas de uno y dos pisos con las exigencias del CCCSR-84 y fácilmente puede ser adaptado a las condiciones sísmicas regionales, es decir, considera efectos locales.  Presenta el inconveniente de no considerar las irregularidades en planta y altura pero es posible adaptar las consideraciones de la NSR - 98 con los coeficientes que alteran el valor de Ro.  Relaciona directamente el grado de vulnerabilidad reflejado como el valor de la demanda de ductilidad, con la descripción de los posibles efectos sísmicos sobre la estructura.